domingo, 17 de julio de 2011

Traductora destacada: Fabienne Der HagopianTraducido porCamila Molina
Fabienne Der Hagopian [fr] vivió en Estados Unidos durante muchos años antes de mudarse a su natal Francia, donde ahora trabaja como especialista independiente en comercialización en línea. Por ser de origen armenio, ha traducido al francés muchas publicaciones sobre los caucásicos para Global Voices en francés [fr], de nuestro editor del Cáucaso Onnik Krikorian [ing], pero también le apasiona por el resto del mundo. Hace poco se mudó de París a la zona rural de Normandía, cerca de Honfleur - ¡que tiene banda ancha! Actualmente, Fabienne reflexiona sobre su experiencia como traductora voluntaria para Global Voices…



Fabienne Der Hagopian en Francia
Fabienne Der Hagopian: descubrí Global Voices hace aproximadamente un año y medio. No puedo recordar cómo lo encontré, pero quedé inmediatamente fascinada por muchas razones. Primero, me encanta Internet porque es una increíble riqueza de información que nos entrega a (casi) todos un medio para expresarnos y Global Voices Online es una ilustración perfecta de ello. Es una fuente increíble de puntos de vista de gente que “vive” las noticias y que incluso las crea. Y no son historias informadas por periodistas: son testimonios directos.
Como francesa de origen armenio, también es una fuente fantástica sobre la vida en Armenia, y el conflicto con Azerbaiyán, contado por personas que actualmente viven ahí. Finalmente, es un placer trabajar con este equipo acogedor y es muy gratificante ayudar a difundir un poco las voces de todas esas personas.
P: ¿Qué tan cerca está de sus raíces armenias?
FDH: En verdad, sé muy poco de la actual Armenia. Mi familia por ambos lados, aunque por separado, escapó al comienzo del genocidio cuando los miembros de la familia empezaron a “desaparecer”. Vivían en Estambul. La familia de mi padre escapó al Líbano, la de mi madre a Francia. Después mi padre se mudó del Líbano a Francia a estudiar Ingeniería y conoció a mi madre en una organización armenia… Luego descubrieron que sus respectivos abuelos, quienes vivían en Estambul, se conocían y jugaban ajedrez juntos. Un mundo pequeño. Mi familia armenia está dispersa en Francia, Líbano, Suecia, algunos en Estados Unidos y Canadá, pero ninguno vive ahora en Armenia. Por eso es que siempre encuentro muy interesante leer lo que Global Voices Cáucasotiene que decir sobre la situación allá.
P: Global Voices Cáucaso ha realizado un proyecto que intenta establecer la comunicación en línea [ing] entre los armenios y azeríes a través de un blog[ing] y una página de Facebook [tur]. ¿Cree que los medios sociales pueden contribuir en la resolución de conflictos?
FDH: El proyecto de Onnik Krikorian con Arzu, una blogger azerí [ing], es el único que conozco hasta ahora. El valor de los blogs más bien está en dar una oportunidad de acceder a información que no es controlada por las autoridades. En cualquier conflicto, hay una gran parte de desinformación activa: gracias a los bloggers, los lectores tienen una oportunidad para reflexionar, para tener otras fuentes de información, para leer testimonios y para pensar.
P: Durante más de un año ya, ha traducido blogs del Mediano Oriente al francés. Ahora se dice que han contribuido en los levantamientos árabes. ¿Cómo se siente con respecto a eso?
FDH: Como en Armenia, los medios sociales son un nuevo regulador de la información que sobrepasa las autoridades. Se ha vuelto imposible (esperemos) detener el flujo de información. Y es un estupendo primer paso. Cuando piensas sobre el genocidio armenio y el Holocausto, la excusa era: “no lo sabíamos”. Hoy, sería difícil alegar ignorancia. Pero el resto del mundo debe escuchar y reaccionar. De lo contrario, teléfonos móviles contra armas no llegarán muy lejos. Ahí es donde Global Voices desempeña un papel clave, por ser un panel sólido para bloggers de regiones en el mundo que no llegan a las portadas (y eso va mucho más allá de las revoluciones árabes). Eso es lo que hace único a Global Voices: resalta las vidas “normales” que en realidad no son tan normales.P: ¿Cómo elige publicaciones para traducir al francés y, es más, por qué eligió ofrecerse como voluntaria de esta forma?
FDH : Como me fui de París para mudarme a una vieja granja, en lo profundo de la zona rural de Normandía, admito que es muy fácil olvidarse del resto del mundo. Traducir para Global Voices me permite mantenerme conectada con lo que ocurre en el mundo, a nivel micro, y contribuir un poco al flujo de información acerca de lo que está pasando en Uganda[fr] o Brasil [fr]. ¡Me encanta traducir publicaciones en países poco probables mientras miro pastar a las vacas en la pradera!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada